Nonfreaks | tu forma de existir
Nonfreaks | tu forma de existir

CRÍTICA: Granada – Historias (2012)

Viernes, agosto 17, 2012 | Notas | Por Nonfreaks
CRÍTICA: Granada - Historias (2012)

"Historias" es el nuevo disco de Granada, lanzado durante este 2012.

Granada lanzó “Historias” este 2012, como sucesor de “Tocá metal, cagón”, su anterior placa. Se pueden observar canciones muy trabajadas que hacen a un muy buen disco.

Por: Ismael Garro Daian.

Granada presentó “Historias”, un álbum de 10 temas que puede dividirse en 2: gran primera parte, y una segunda que desentona en comparación con la primera. Pese a esto, Granada hizo un muy buen disco de heavy metal. La banda integrada por Guillermo Estevez (voz y guitarra), Manuel Maurino (segunda guitarra), Hernan Chaves (bajo y coros) y Marcelo Lambertti (batería), trabajó bastante los temas. El sonido logrado es bueno, tanto en guitarras (que en la mayoría de los solos frasean muy bien), como en las voces tenebrosas (¿o gritos?) de Estevez y compañía.

Al comenzar se escuchan cuervos: se presagia oscuridad, muerte y más oscuridad. Las guitarras, distorsión mediante, toman el protagonismo. Pero no dicen mucho. El corte cuenta con un ritmo marcado, sostenido, con golpes secos que nacen de la batería de Lambertti. Pájaros Nocturnos es heavy, pero el estribillo no cubre las expectativas que se le debe exigir a un primer tema de un disco. Comienzo dudoso.

Y el segundo corte despega al comienzo. Las guitarras logran encontrarse, y obtienen su complemento esperado. Con un riff vital, un gran solo, y un estribillo trabajado en su totalidad (a fuerza de la voz protagonista y un coro que consigue marcar su territorio), El navegante y sus sombras nos sacó el mal sabor de boca, y regularizó la escucha.

Enterrarte, eliminarte, renovarte hereda de su antecesor el sabor a hit, pero le suma el lado más pesado del Heavy. Cuenta con un solo que “dice” en gran parte de su vida, y un estribillo que reza: “Lo viejo, muere y da vida a lo nuevo…” Frase indiscutible, como también lo es este corte.

En nombre de los condenados es un tema light, con una textura más suave en comparación de los anteriores. Pero aún así, las distorsiones siguen estando en un nivel alto, y el ritmo es constante: gran outro en el final de la canción.

Con potencia y chillidos guitarrísticos, Hambre despierta cuenta con originalidad. El ritmo rápido, acompañado de cuerdas y redoblantes que denotan dureza, es esencial. En el sexto tema, Los celos del fantasma, no bajan la calidad: los cimientos irregulares son el plato fuerte de la canción.

Aunque el ritmo varíe en gran parte de la canción, Siempre despierto pasa sin gloria por los tímpanos. Tema corto si los hay, no cuenta con la presencia de los que lo preceden. Un bajón en el CD, que no lastima mucho al nivel del álbum.

Llegado el octavo tema, se siente un corte trabajado. Pero a pesar del esfuerzo demandado, los últimos 50 segundos opacan el resto del tema. Termina muy arriba, como la pared que monta el bajo de Chaves.

Riff prometedor. Detrás de esa pared es una canción simple que puede encasillarse entre lo más heterogéneo del disco. El bajo toma volumen, y con pasajes de guitarras mudas, y pasajes de guitarras presentes, el tema aprueba.

Y el álbum no terminó de la mejor manera. Conjuros brujos es un tema corto, que no termina de tomar vuelo. Eso si, la furia se descarga muy rápidamente, gracias al poder de la voz de Estevez.

Votá!
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (6 votos, promedio: 5,00 de 5)